Messi se despidió de Barcelona y cree que podría jugar en el PSG

Emocionado y con lágrimas, admitió que todavía permanece «bloqueado» por su inesperada despedida. Dijo que seguir en el PSG «es una posibilidad» para continuar su futuro deportivo, pero aclaró que aún no tiene «arreglado nada con nadie».

El astro argentino Lionel Messi admitió este domingo que la inesperada noticia de su salida de Barcelona lo mantiene «bloqueado, con mucha tristeza» y acerca de su futuro adelantó que París Saint Germain de Francia «es una posibilidad».

La máxima leyenda del club catalán aseguró que «estaba convencido de que iba a seguir en Barcelona», un deseo que compartía junto a su familia, pero lamentó que no se haya podido concretar «por un tema de Liga».

Messi ofreció una conferencia de prensa en el auditorio del Camp Nou al que ingresó quebrado emocionalmente, ante la vista de su esposa Antonela Roccuzzo, sus tres hijos, el presidente Joan Laporta, el plantel profesional y la prensa local e internacional.